CAMBIO CLIMÁTICO Y PATRIMONIO MUNDIAL

                                                                                          Foto Andrea Merola /EFE

El Cambio climático se ha convertido en una de las amenazas más importantes para las propiedades del Patrimonio Mundial, impactando de manera muy directa a su valor Universal Excepcional, a su integridad y al potencial que supone para el desarrollo económico y social a nivel local.

La cuestión de los efectos del cambio climático en el Patrimonio Mundial ya fue fue señalada en el 20015 al Comité del Patrimonio Mundial por un grupo de organizaciones e individuos interesados y afectados, a raíz de lo cual la UNESCO ha estado a la vanguardia de la exploración y gestión de los impactos reales, presentes y futuros, del cambio climático en el Patrimonio Mundial. En 2006, bajo la dirección del Comité del Patrimonio Mundial, y junto con la Convención del Patrimonio Mundial,  los Órganos Asesores (ICCROM, ICOMOS, UICN) y un amplio grupo de trabajo de expertos prepararon un informe sobre «Predicción y gestión de los efectos del cambio climático en el Patrimonio Mundial», así como una «Estrategia para ayudar a los Estados Partes en la Convención implementar respuestas de gestión apropiadas».

Desde la adopción del Documento de Política, se han presentado al Comité del Patrimonio Mundial un número importante de informes sobre el estado de conservación de los bienes del Patrimonio Mundial afectados por el Cambio Climático. En 2017, el Comité del Patrimonio Mundial reiteró la importancia de que los Estados Partes emprendieran la implementación más ambiciosa del Acuerdo de París de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) reconociendo que esto reduciría significativamente los riesgos e impactos.

El Centro del Patrimonio Mundial de la UNESCO ha iniciado un proyecto para actualizar el Documento de Política para su consideración por el Comité del Patrimonio Mundial en su 44  sesión en 2020 y garantizar su comunicación y difusión generalizada a todos los interesados ​​involucrados. Para ello se ha creado un cuestionario on line  con el objetivo de obtener una información importante de la situación actual. la información recabada se distribuirá a las partes interesadas del Patrimonio Mundial, incluidos los Estados Partes, los miembros del Comité del Patrimonio Mundial, los Órganos Asesores, los Administradores de Sitios, las ONG y la sociedad civil.

Actualización del «Documento de política sobre los impactos del cambio climático en los bienes del Patrimonio Mundial»